¿COMPRAR UNA VIVIENDA
A REFORMAR? PIÉRDELE EL MIEDO

“¡Ni hablar!”

Esta es la respuesta que da mucha gente cuando se le plantea la opción de comprar una vivienda a reformar.

Nos dan pánico las reformas porque solemos centrarnos en sus aspectos más negativos:

 

● Gasto de dinero.
● El edificio sigue siendo viejo.
● Las reformas llevan mucho tiempo.
● Encontrar un buen profesional es difícil.

Para peor, muchos conocidos te dicen aquello de “¡No te metas en reformas! Yo lo hice y acabé arrepintiéndome!”, “Te va a costar la salud”, “No vas a acabar nunca”, etc.

 

¿Resultado?

 

Que puedes perder auténticas oportunidades para comprar la casa o piso de tus sueños a muy buen precio.

 

Por eso hoy queremos darte consejos y ayudarte a desmontar mitos sobre las reformas.

 

Las (muchas) ventajas de comprar una vivienda a reformar

 

 

 

¡Quédate que seguro te interesa!

 

Nada más y nada menos que 7 ventajas de comprar una vivienda a reformar, son la que te vamos a mostrar a continuación:

 

1. El precio de la vivienda va a ser más barato. Además, cuanta más reforma necesite el piso o casa, más barato será (lo veremos más adelante). Y sí, incluso necesitando una reforma integral, lo más seguro es que te salga más barato que comprar una vivienda nueva.

2. Siguiendo con el ahorro: pagarás menos cuota de comunidad. Piensa que muchos edificios nuevos cuentan con piscina, jardines comunes, servicio de limpieza profesional… Todo eso engrosa y mucho la cuota de comunidad. Comprando un piso en un edificio más antiguo, te vas a ahorrar bastante dinero en este sentido.

3. Tendrás la oportunidad real de dejar la casa tal y como te gustaría. Sin medias tintas, sin un “esto me gusta pero esto otro ¡uf!…” Cuanto más reforma necesite el inmueble, más a tu gusto lo vas a poder dejar. Podrás incluso redistribuir las habitaciones o acondicionarlas totalmente según tus necesidades. Por ejemplo: habilitar un auténtico despacho si teletrabajas, o una habitación-gimnasio para hacer ejercicio sin salir de casa y sin gastos extra.

4. Podrás elegir los materiales y utilizar aquellos que sean más sosteniblesPinturas libres de tóxicos y ecológicas, materiales de origen natural, grifos que ayuden a ahorrar agua, termostatos, etc. En este post tienes algunas ideas sencillas para hacer de tu vivienda un lugar más eco.

5. Ventaja geográfica. Claro: hay más disponibilidad, en todas partes, de viviendas que precisan reforma. Por ello lo vas a tener más fácil para elegir la zona que más te guste.

6. Ayudas y subvenciones. En ocasiones podrás contar con alguna ayuda de la Administración para reformar la vivienda. Infórmate.

7. Revalorización. Si en un futuro decides vender la vivienda, la reforma te ayudará a revalorizarla.

 

Lo has visto ¿no? Comprar una casa o piso a reformar tiene bastantes ventajas. Quizás algunas de ellas ni te las habías planteado hasta ahora.

 

Pero si todavía tienes tus reservas sobre el tema, te vamos a hablar ahora sobre algunos mitos que vamos a desmontar.

 

5 mitos que puedes olvidar

 

Lo hemos dicho al principio: es decir “piso a reformar” y… salen a relucir muchos mitos sobre el tema que te hacen frenar de golpe y desechar la idea.

Vamos a desmontarlos:

 

#1: Cuanto más vieja sea la casa, peor será la reforma

“Pero esta casa tan vieja… ¿por dónde vas a empezar? Si está para entrar con una demoledora.”

 

Algo por el estilo te pueden decir cuando comentas que estás mirando una casa o piso bastante viejo y que necesita una buena reforma.

 

Si el estado general de la edificación es bueno, vamos a aplicar esta extraña pero cierta máxima: “cuanto peor, mejor”. ¿Por qué? Porque es mucho más fácil e incluso te va a dar mejores resultados empezar de cero a hacer las reformas, que ir tapando desperfectos. Además, piensa que a la hora de contratar una empresa, si tienen que hacerte un mayor volumen de trabajo, te pueden ofrecer mejor precio o incluso algún descuento extra.

 

#2: Por el mismo precio, te compras un piso nuevo

“Ya son ganas de meter dinero en hacer reformas para acabar teniendo un piso que sigue siendo viejo.”

 

Otro gran mito: por el mismo precio que compras una vivienda para reformarla, te puedes comprar una nueva.

 

Aunque parece tener mucho sentido, esto no es exactamente así.

 

Ten en cuenta que hay mucha diferencia entre el precio por m2 de una vivienda nueva y de una a reformar. Y por mucha reforma que hagas, aún así te va a salir más económica la segunda opción.

 

Haz cuentas: un piso de 85m2 de obra nueva en Montornès del Vallès, te sale por unos 2.115€/m2, mientras que uno a reformar te puede salir por unos 1.762€/m2. Esto te supone una diferencia de 30.005€, importe suficiente para realizar una reforma más que completa.

Y es que las reformas no son tan caras como se podría imaginar (ese es otro mito…).

 

#3: Las obras se eternizan

“Obras… sabes cuándo empiezan pero no cuándo acaban.”

 

Si te ocupas de buscar una buena empresa que se encargue de las reformas y además firmas un contrato con ella, las obras no tienen por qué convertirse, ni mucho menos, en algo que se eternice.

De hecho, pueden ir más rápido de lo que te imaginas.

Un poco más adelante vamos a darte consejos para elegir un buen profesional que haga la reforma de tu vivienda, sigue leyendo…

 

 

#4: Caerás mal a los vecinos nada más empezar

“Las obras molestan. Los vecinos te van a coger manía si empiezas con reformas sin ni siquiera haberte instalado.”

 

Si avisas a la comunidad (¡hazlo siempre!) de que vas a realizar obras y de la duración estimada de las mismas, no tiene por qué haber ningún problema. Si el edificio es viejo, es probable que más de un vecino también haya reformado su piso. Así que no te preocupes, que seguro lo van a entender.

 

Además, si contratas un buen profesional, sabrá trabajar produciendo las menores molestias posibles, haciendo el ruido justo y necesario, protegiendo bien
los espacios comunes y gestionando adecuadamente los escombros y suciedad.

Y vamos a desmontar el último mito…

 

#5: Los resultados nunca van a ser como te esperas

“Vas a gastar mucho tiempo y dinero y al final no va a quedar como esperabas.”

 

Evitar esto es sencillo si antes de (nunca mejor dicho) ponerte “manos a la obra”, tienes muy claro qué reformas quieres hacer y con qué materiales, acabados e incluso marcas.

 

Si además (sí, insistimos pero es que es muy importante) cuentas con una empresa seria y profesional, puedes tener la seguridad de que el resultado final va a ser tal y como esperabas, o incluso mejor.

 

¡Mitos derribados! Ahora que tienes más claro que optar por una vivienda a reformar es una buena opción, déjanos darte algunos consejos para que la reforma sea un éxito.

 

6 claves para que la reforma de tu nueva vivienda sea un éxito

 
 
 

 

Está claro que reformar un piso o casa no es algo que se haga solo, ni puedes confiar la reforma a la primera empresa que aparezca dándote un buen precio.
Ten en cuenta estas 6 claves para acertar seguro.

 

#1: Encuentra un buen profesional

 

Sí, lo sabemos, hemos sido pesados con el tema. Pero de verdad, esto es tan importante que puede marcar la diferencia entre acabar teniendo una vivienda 100% a tu gusto o acabar preguntándote quién te mandaría a ti comprar un piso a reformar.

 

Para encontrar una empresa a la que puedas confiar la reforma de tu vivienda:

 

● Mira trabajos que haya hecho antes en otras casas y/o pisos.
● Consulta opiniones de otros clientes en internet, redes sociales, etc.
● Pregunta también en tu entorno por si hay alguien que haya hecho reformas y te pueda recomendar una buena empresa.

●Asegúrate de que es un autónomo o empresa en regla y al día con sus obligaciones. Es muy importante saber si tiene contratado un seguro de responsabilidad civil.
● ¿Hay feeling? Quizás parezca una tontería, pero tener buen rollo y entendimiento con las personas que se vayan a ncargar de la reforma es muy importante.
● Firma un contrato en el que se detallen: plazos, obras a realizar, calidades, precio final… Cuanto más desglosado esté todo, mejor. Se pueden añadir cláusulas por incumplimiento de plazos.
● Si vas a hacer una reforma integral, te aconsejamos que cuentes con un arquitecto para que realice los planos y evitar problemas posteriores con, por ejemplo, muros de carga, pasos de agua, etc.

 

#2: Las ideas claras

Parece obvio pero no está de más que te lo digamos. Sobre todo porque, si no tienes muy claro qué reformas quieres hacer, y con qué tipos de materiales y acabados, es posible que topes con empresas que intenten liarte para que hagas lo que a ellos les convenga más y no lo que sea más satisfactorio y adecuado para ti.

 

Y por supuesto, recuerda que a veces una cosa es lo que se quiere hacer y otra lo que se puede con el presupuesto con que uno cuenta. Antes de empezar debes tener las ideas muy claras sobre qué quieres, con qué medios cuentas y hasta dónde quieres llegar.

 

De todas formas, no pienses que por no tener demasiado presupuesto la reforma de tu casa va a quedar “a medias” o va a ser de muy baja calidad. Hoy hay muchísima oferta en diversos materiales y acabados de excelente calidad a muy buen precio.

 

Te aconsejamos por último, que preveas durante cuánto tiempo te puedes quedar en tu vivienda actual, o si puedes vivir en algún otro sitio mientras se llevan a cabo las reformas en tu nueva vivienda. Siempre que puedas evitar instalarte en plena reforma, hazlo.

 

#3: Compara presupuestos

Tómate el tiempo necesario para pedir y comparar unos cuantos presupuestos para el mismo tipo de trabajo y calidades. Valora el precio en relación a otras variables que te hemos comentado como las opiniones de otros clientes y las obras que han realizado en el pasado.

No elijas la primera empresa que te haga un buen precio y desconfía de quienes te ofrezcan auténticas gangas porque la mayoría de las veces va a haber “gato encerrado.”

 

Además, cuenta con que una buena empresa va a saber aconsejarte los mejores materiales y acabados en concordancia con tu presupuesto, y no te va a animar a que vayas más allá de tus posibilidades.

 

#4: No te pongas “a malas” con tus nuevos vecinos

 

Como hemos visto hace un rato, tener vecinos no quiere decir que no puedas hacer una reforma grande en tu nuevo piso. Pero sí es imprescindible que avises a la comunidad y que hables con el presidente para minimizar las posibles
molestias.

 

Es muy buena idea poner carteles informativos con las fechas estimadas de inicio y fin de las reformas.

Y por supuesto, vigila que la empresa que lleva la reforma se ocupe de proteger bien con cartones, mantas, etc. los espacios comunes que pudieran verse dañados, como ascensores, escaleras o rellanos.

 

#5: No te saltes este paso si la reforma es de una casa

 

Si vas a reformar una casa unifamiliar y dicha reforma es de envergadura, es imprescindible que conozcas la naturaleza del suelo y los cimientos, para que tengas la seguridad de que la construcción soportará el peso de la vivienda.

 

Es fácil obtener esta información en el Ayuntamiento.

 

Si quieres hacerlo, no debes tener miedo

 

 

Ya lo ves: hay muchos mitos alrededor de comprar un piso o casa para reformar. Y has visto también que son solo eso: mitos.

 

Te hemos contado las ventajas que puede tener comprar una vivienda a reformar y algunos consejos para que la reforma sea un éxito y consigas justo la vivienda que querías, a tu gusto y a tu medida.

 

Si crees que buscar una vivienda a reformar puede ser una buena opción para ti, en Fincas León vamos a estar encantados de enseñarte las grandes oportunidades con que contamos para que puedas tener una vivienda como tú quieras y a buen precio en el Vallès Oriental. Además, te vamos a asesorar con cualquier duda que puedas tener acerca de las reformas. Llevamos 30 años ayudando a familias a encontrar la casa o piso en el Vallès Oriental que les haga

felices.

Comparte este post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibe las noticias y ofertas en tu correo

Más para leer

Sin categoría

¿COMPRAR PISO O CASA? LA
GUÍA COMPARATIVA COMPLETA

Seamos claros: elegir entre un piso o una casa no es solamente una cuestión de economía personal. Hay muchas más cuestiones que entran en escena. Así quehoy queremos ofrecerte una

Comparar propiedades